Barrio Vaquero


Vaqueritas

NOTICIAS
El diario de un jugador de Ligas Menores.
Por VAQUEROS

Ethan Chapman, primera entrega.

Después de pensar que mi carrera como jugador había terminado, mi esposa y yo confiamos nuestra situación a Dios. Lo que sea que Él hubiera querido, nosotros nos comprometeríamos para hacerlo. Al día siguiente tuve un contrato para continuar jugando béisbol profesional, en México. Además de eso, mi esposa podría dejar su trabajo y acompañarme por primera vez, pues era suficiente dinero. Nos quedamos impactados.

Intimidante fue viajar a México, nuevo equipo, nueva liga, nuevo país y nuevo idioma. El béisbol siempre será el mismo, jugar fuerte y dejar todo en el terreno. La adaptación más grande que tendremos será el de vivir la vida; cosas como ordenar comida, encontrar departamento, ir y venir al Estadio, esa adaptación nos tomará un tiempo, pero cada día mi esposa y yo nos sentimos más confiados.

Una de las metas principales esta temporada, no es una estadística, no será el porcentaje de bateo o home runs, será la habilidad de jugar béisbol libre, libre de preocupaciones, libre de estrés y libre de supersticiones (que en el béisbol son muchas) y confiar en Dios en cada una de las situaciones que enfrentemos. Será un verano interesante, estamos ansiosos de esto.

Por: Jason Romano.

El sueño de Ethan Chapman siempre fue llegar a las Grandes Ligas. Nativo de Upland California, Ethan fue a la Estatal de San Bernardino donde dejó un record de 60 anotadas en la temporada como jugador de primer año en 2010, además de 14 home runs.

En 2012, Chapman fue seleccionado por los Kansas City Royals en la ronda 30 del draft para jugadores de primer año. En su primer temporada en las menores, Ethan fue nombrado el jugador del año por los Idaho Falls Chukars y terminó como campeón de bases robadas, carreras anotadas, triples y dobles.

Los siguientes cinco años, los viajes de Ethan por las Ligas Menores lo llevaron a recorer casi todo Estados Unidos, lugares como Northwest Arkansas a Reading, Pennsylvania. Ciudades pequeñas, con sueños grandes.

El sueño de llegar a las mayores aún no se cumple. Este pasado invierno, Ethan firmó para jugar béisbol en 2017 en la Liga Mexicana de Béisbol con Vaqueros Unión Laguna, equipo con el que empezó temporada hace unos días.

Ethan tiene un sueño y hará todo lo posible por cumplirlo dentro del campo. Fuera del terreno, es esposo y devoto de Jesús Cristo, su Fé lo hace ser la persona que es. Chapman se casó con su novia de la preparatoria, Kylie, enfermera de profesión, pero actualmente dejó su trabajo para poder estar con su esposo en México.

 

Esta es la entrega de Ethan Chapman, estará escribiendo semanalmente en su lucha por llegar a las mayores.

Cortesía:

Ethan Chapman & SportsSpectrum (www.sportsspectrum.com)